Sep 21

Feria Expoliva 2021

Ponentes y público en la presentación Expoliva 2021

Presentación Expoliva 2021

Expoliva 2021 tendrá una ocupación del 100% con la participación de 266 expositores y la presencia de 18 países

La XX Feria Internacional del Aceite de Oliva e Industrias Afines, Expoliva 2021, comenzará mañana día 22 y hasta el 25 de septiembre en el Recinto Provincial de Ferias y Congresos de Jaén, tendrá una ocupación del 100% del espacio disponible con la participación de 266 expositores y la presencia de 18 países. Así lo ha destacado el presidente de la Diputación y presidente de Ferias Jaén, Francisco Reyes, en la presentación oficial de esta cita en Madrid, junto a ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, y la consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía, Carmen Crespo. Una Expoliva que, según ha dicho Reyes, se pretende que sea “segura para visitantes y expositores”. Los 266 expositores directos que tomarán parte en ella ocuparán más de 13.300 metros cuadrados, que es todo el espacio disponible este año para la feria comercial.

Del total de estand, 28 acogerán a empresas internacionales de una decena de países, unas firmas que este año “amplían en metros su exposición llegando a niveles similares de ediciones anteriores a la pandemia, lo que es un dato muy positivo que demuestra la proyección internacional de esta muestra”.
Más allá de los expositores directos, en esta vigésima edición de Expoliva también habrá presentes 950 empresas, 4.500 marcas estarán representadas y se contará con la asistencia de representantes de 18 países, 12 comunidades autónomas y 25 provincias españolas.
“Unas cifras que respaldan tanto la importancia de esta feria como el interés de muchos expositores por asistir en Jaén a un evento que es lugar de encuentro obligado cada dos años para todos los profesionales de este sector”.

En la puesta de largo de esta cita bienal, “consolidada como la feria oleícola más importante del mundo”, Reyes ha puesto en valor que “Jaén vuelva a convertirse en el epicentro mundial del sector del aceite de oliva en una edición muy especial, tal vez la más meritoria de cuantas se han celebrado, y seguro que también la más compleja desde la primera que tuvo lugar en el año 1983”.
Al respecto, ha expuesto “las dificultades que la pandemia de la covid-19 plantea a la hora de diseñar un evento como Expoliva”, feria que organiza Ferias Jaén, la Junta de Andalucía aporta el Simposium Científico-Técnico y el Salón de los Aceites, y que cuenta con la Diputación de Jaén como patrocinador, más la colaboración de la Caja Rural de Jaén, el Ministerio de Agricultura y el Ayuntamiento de Jaén.
No obstante, ha mostrado su confianza en que esta edición será “segura y con todas las garantías sanitarias para expositores y visitantes”. Para que así sea, se han adoptado una serie de medidas, la primera de ellas el cambio de fechas. “Una feria que tradicionalmente se celebra en el mes de mayo, este año va a tener lugar en septiembre”

Novedades en esta edición

También ha aludido algunas de las novedades de esta edición, sobre todo en lo referente a la incorporación de nuevas herramientas informáticas. Entre ellas ha avanzado la renovación completa de la red wifi para dar más cobertura y velocidad en los pabellones o la instalación de una red de cámaras que permitirán el conteo para controlar los aforos e impedir las concentraciones masivas de personas

Igualmente, se ha referido a la venta de entradas digitales para evitar el tratamiento en papel mediante lectura de códigos QR, lo que posibilitará un control más riguroso en las entradas y salidas de visitantes a la feria, junto a otras medidas ya habituales como la distancia social, la toma de temperatura o el uso obligatorio de mascarillas.
En este sentido, ha señalado “las buenas perspectivas con que llega la feria” y ha expresado su deseo de que Expoliva 2021 “brille en todo su esplendor, sea un éxito comercial y escenario para promocionar un producto, el aceite de oliva virgen extra, con numerosas propiedades saludables, culinarias, medioambientales y cada vez más consumido en el mundo”.
Este buen momento lo ha vinculado con “algunas medidas fundamentales adoptadas por el Gobierno de España y el ministro de Agricultura”, entre las que ha citado el recientemente aprobado decreto de calidad y trazabilidad del aceite de oliva, la negociación de la PAC para mantener el presupuesto destinado a la agricultura, la propuesta de un programa específico para el olivar tradicional en la próxima PAC, las rebajas de los módulos del IRPF o la Ley de Cadena Alimentaria.

Fuente y foto: https://www.europapress.es/epagro












Abr 28

Índice corrector del olivar para la renta 2021

logo de hacienda

Hoy se ha publicado en el boletín oficial del estado  la orden HAC/411/2021, de 26 de abril, por la que se reducen para el período impositivo 2020 los índices de rendimiento neto aplicables en el método de estimación objetiva del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas para las actividades agrícolas y ganaderas afectadas por diversas circunstancias excepcionales.

En el anexo I de la Orden HAC/1164/2019, de 22 de noviembre, por la que se desarrollan para el año 2020 el método de estimación objetiva del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas y el régimen especial simplificado del Impuesto sobre el Valor Añadido, se aprobaron los signos, índices o módulos aplicables a las actividades agrícolas, ganaderas y forestales que determinen el rendimiento neto de su actividad económica con arreglo a dicho método.

En definitiva, en lo que respecta a la provincia de Jaén, hay una bajada del coeficiente  de módulos del olivar para la renta del 2020 del 0,26 % al 0,18%, que será el declarable en la renta de este año.

En el enlace os podeis descargar el BOE de la publicación de la rebaja del índice corrector para el olivar

Boe indice corrector para el olivar

 

Mar 20

Más trazabilidad y definición del olivar tradicional

Tronco olivar tradicional

Olivar viejo

UPA ha pedido una mayor trazabilidad y definir con claridad y precisión qué es olivar tradicional en las alegaciones que ha presentado al borrador de Real Decreto que aprobará la nueva norma de calidad en los aceites de oliva en toda España, según ha informado en un comunicado.

El responsable de la sectorial de Olivar y Aceite de UPA, y secretario general de UPA Jaén, Cristóbal Cano, ha insistido en la necesidad de introducir esta definición. “Dada la dualidad existente en el sector productor, pensamos que puede ser interesante introducir una definición en la norma para olivar tradicional”, ha señalado.
“Es indispensable que la diferenciación entre los aceites de oliva procedentes de distintas formas de cultivo sea apoyada por las Administraciones, dotándola de seguridad jurídica. Sobre todo, si tenemos en cuenta que en los últimos meses han comenzado iniciativas de comercialización de aceite de oliva virgen extra procedente de ‘olivar tradicional’, por lo que establecer una definición expresa en la norma puede convertirse en una iniciativa fundamental para la diferenciación y valorización vía precio de este tipo de aceite”, ha explicado.

De esta forma, la organización agraria propone que la definición del olivar tradicional sea “aquel sistema de producción que tiene lugar con una pendiente mayor del 20% o cuyo marco de plantación da lugar a una cantidad igual o menor a 180 árboles por hectárea, independientemente de la pendiente de la parcela”.

Etiquetados de aceite de oliva 

Además, esta organización ha presentado más alegaciones sobre los conceptos como ‘suave’ o ‘intenso’, que figuran en el etiquetado final de ciertos aceites de oliva. Al respecto, reconoce que “tradicionalmente estas menciones han dado lugar a una clara desinformación de los consumidores, confundiendo en muchos casos aceites con estos adjetivos con otros de categoría superior” y con la nueva redacción propuesta por el Ministerio cree que alberga dudas sobre el margen que pueden tener los envasadores para seguir introduciendo conceptos de este tipo, “que para nada ayudan a mejorar al conjunto del sector y que hay que desterrar”.

En cuanto a la trazabilidad, para la organización agraria éste es un concepto “fundamental” para que la norma de calidad tenga un resultado efectivo en el mercado.

“Se valora la introducción en el borrador del uso de soportes informáticos que permitan disponer de herramientas ágiles y modernas que aseguren la trazabilidad del producto y se conviertan en la herramienta de control efectiva que necesita el sector para mejorar la información y la seguridad hacia el consumidor final”, ha señalado.
Por eso, Cano considera fundamental que la norma “haga hincapié de manera más clara en este tema, con el establecimiento de una fecha límite para la puesta en marcha, por ejemplo de 12 meses, desde la entrada en vigor del Real Decreto”.

UPA tampoco obvia en sus alegaciones otra parte que consideran clave para el sector. “No compartimos la modificación planteada en este borrador sobre la separación de instalaciones en la industria. Teniendo en cuenta la gran cantidad de problemas que se han producido en el pasado en el sector, pensamos que es necesario establecer una norma de futuro y con largo recorrido”, ha indicado.
Apoyan que todas las almazaras, las refinerías y las extractoras de aceite de orujo estén ubicadas de manera independiente, sin que pueda existir conexión por conducción alguna, lo que reduciría las dudas que puedan existir sobre la calidad del producto en todo momento.

De esta forma, la organización agraria para permitir una “transición justa” a todos los operadores plantea que se establezca un periodo transitorio de tres años desde la entrada en vigor del Real Decreto para llevar a cabo dichas modificaciones.
Por último,  considera que el régimen sancionador debe ser “eficaz, proporcionado y disuasorio”, por lo que “además de las cuantías acordes con el desprestigio y el daño económico generado, las sanciones deben ser públicas y todo el mundo debe conocer las actividades prohibidas que llevan a cabo los infractores”.

Fuente y foto : https://www.europapress.es/economia









 

 

Nov 14

Tabla Salarial del campo 2020-2021 en Jaén

Tabla salarial de los Jornaleros del campo

Cuadrilla aceituna

El Boletín Oficial de la Provincia de Jaén publicaba el pasado 18 de noviembre, las tablas salariales para la campaña agraria 2019-2020. Se trata del segundo año de los cuatro acordados en el convenio, y lo que se estipula es una subida de un 1%, que se corresponde con la del IPC. De esta forma, un vareador para seis horas y media de jornada percibirá 53,95 euros y un vareador de máquina 56,37.

Según lo aprobado, “En el segundo, tercer y cuarto año de vigencia, la tabla salarial se incrementará en el IPC real de la provincia de Jaén para el año en cuestión, siempre que dicho IPC se sitúe entre el 1% y el 2% por ciento, aplicando dicho incremento sobre las tablas anteriores. En el caso de que el referido IPC sea inferior al 1%, el incremento de la tabla salarial se fija en ese 1%, que actuará como incremento mínimo. En el caso de que el referido IPC sea superior al 2%, el incremento de la tabla salarial se fija en el 2 %, que actuará como incremento máximo”.

Dado que conforme a los datos facilitados por el Instituto Nacional de Estadística respecto del período comprendido entre el 1 de octubre de 2019 y el 30 de septiembre de 2020, el IPC provincial ha sido del 0,0 se procede a la confección de la nueva tabla de salarios para el tercer año de vigencia del Convenio mediante la aplicación del incremento máximo de 1% establecido en el art. 5 del mismo.

Jornales aceituna

Tabla jornales de aceituna en Jaén

Jornales de aceituna en Jaén

A continuación os dejo la publicación en el Boletín Oficial de la Provincia de Jaén. Donde están todos los jornales del campo para el año/campaña 2020-2021

Haciendo clic en en el enlace os podéis descargar el pdf de la publicación.

Tabla salarial 2020-2021

Sep 02

El olivar tradicional, situación complicada

olivar de pendiente

Olivar de montaña

Los olivos tradicionales están llegando al límite. Las cotizaciones del aceite hacen insostenible su futuro pese a que ocupa el 71% de la superficie cultivada de este cultivo milenario en España. Mientras la campiña cordobesa se sigue llenando de olivos más competitivos, los de sierra solo confían en una subida del aceite o una protección en la nueva PAC.

Las cuentas que se hacen no dejan dudas. Ahora que el Ministerio de Agricultura está impulsando una reforma de la ley de la cadena alimentaria que busca que los precios de venta de las producciones agroalimentarias estén por encima de los costes de producción, el olivar tradicional, ya sea de alta pendiente o de pendiente moderada, busca medidas que contribuyan a que se valore más la labor medioambiental y social que lleva a cabo a través de la protección de las sierras. Así, este tipo de olivar genera más empleo que los modernos olivares intensivos o superintensivos, pero tienen muchos menos ingresos. Por un lado, los agricultores reclaman precios justos adaptados a lo que realmente cuesta obtener un kilo de aceite. Por otro, confían en que la nueva reforma de la Política Agraria Común (PAC) no los vuelva a olvidar como sucedió en la última reforma.

Un estudio reciente de la Asociación Española de Municipios del Olivo (AEMO) destaca que, con los precios actuales de mercado, el 71% de la superficie de olivar cultivada en España no es viable al estimar que los costes de producción son superiores a los precios del aceite, por lo que su futuro solo se ve factible a través de tres medidas:

  1. Aumento del precio a través de la promoción y de la demanda.
  2. Reducción de los costes, optimizando la mecanización.
  3. Modificación del sistema de cultivo mediante una reconversión racional a olivares más intensivos y mecanizables.

AEMO considera que la situación más preocupante es la del olivar tradicional en alta pendiente, pues no son mecanizables, por lo que la única salida que observa es aumentar el valor añadido del aceite, a través de la producción ecológica, y habilitar ayudas públicas adicionales relacionadas con el papel medioambiental de este tipo de olivar en comarcas de sierra y alto valor paisajístico.

El estudio de AEMO clasifica los sistemas de cultivo en cuatro tipos de olivar: 

  • Olivar tradicional no mecanizable o de alta pendiente, olivar tradicional.
  • Mecanizable (secano y regadío), olivar intensivo (secano o regadío).
  • Olivar en seto o superintensivo.

En 2010 ya analizó la diferencia entre los costes de producción y el valor del aceite en el mercado, análisis que ahora ha actualizado atendiendo a los costes principales: poda, mantenimiento del suelo, fertilización, plagas y enfermedades, riego y recolección.

Los costes de recolección son los más importantes en los distintos tipos de producción, llegando al 40% en los olivares tradicionales. De disponer de regadío, el coste de esta tarea llega a representar el 20% de los gastos de explotación. A continuación se encuentra el mantenimiento del suelo (22,9% en secano y 14,4% en regadío), a lo que hay que unir la fertilización, la poda y desvareto y la aplicación de productos sanitarios. Atendiendo a estas variables, AEMO concluye que los distintos costes de producción fluctúan entre 3,52 y 1,49 euros, siendo el coste medio ponderado de 2,49 euros.

No obstante, las variaciones son significativas entre unos tipos de olivares y otros. Así, para el tradicional de alta pendiente, que supone el 22% de la superficie en España, producir un kilo de aceite requiere 3,52 euros, valor que baja a 2,64 en el de pendiente moderada en secano y a 2,18 euros en el de regadío, ocupando el 49% de la superficie. En el olivar intensivo, los costes son de 1,90 en secano y 1,60 en regadío (26% de la superficie española).

En el caso del olivar superintensivo o en seto con riego, el coste baja a solo 1,49 euros por kilo de aceite. En la actualidad, ya existen 79.500 hectáreas en seto, lo que supone el 3% de la superficie. Productivamente, un olivar tradicional no mecanizable produce una media de 1.750 kilos por hectárea, muy lejos de los 10.000 kilos de aceituna que se obtienen en un olivar intensivo en regadío o un superintensivo en regadío.

Con los precios actuales (el virgen extra estaba la última semana en 2,12 euros), tres de los tipos de olivares considerados por AEMO estarían produciendo con costes más elevados del valor de mercado, mientras que solo el olivar en regadío, el intensivo de secano y de regadío y el superintensivo estarían vendiendo su producción por encima de lo que cuesta obtenerla siempre que todo el aceite sea virgen extra, porque el virgen estaba a 1,80 y el lampante, a 1,69. 

Fuente: diariocordoba.com (Francisco Expósito)

Ago 04

Se debe retirar proyecto de norma de calidad de aceite

Aceituneros en recolección

APAG Extremadura Asaja ha pedido la retirada del proyecto de Norma de Calidad de Aceite de Oliva que ha elaborado el Gobierno por ser insuficiente y por carecer del sentido común necesario que ayude al sector, que se encuentra inmerso en una grave crisis y con unos precios insostenibles para el productor, por lo que pide una norma más «transparente y segura» .

Según ha explicado el presidente de APAG Extremadura Asaja, Juan Metidieri, es necesario que la norma de Calidad del Aceite de Oliva «sea más «transparente y segura» » tanto al agricultor como al consumidor, por lo que es necesario que la nueva norma permita, entre otras cosas, la «perfecta identificación» de los distintos tipos de aceite de oliva, desde el virgen extra al virgen, aceite de mezcla, no refinado, etc.

También ha solicitado que esa norma incluya una identificación clara de los olivares de procedencia, dependiendo del sistema, y siempre en favor del aceite producido en olivar tradicional.

«EL SECTOR NO ESTÁ PARA MÁS CONFUSIÓN Y PARA MÁS NORMA QUE AL FINAL SUPONGA UN INCREMENTO DE COSTES AL AGRICULTOR»

 

Para el dirigente agrario, como está redactado el borrador de la actual norma, «no se aporta ninguna transparencia o claridad» lo que hace que en vez de ayudar a los agricultores lo que permita es que se convierta en «una herramienta clara para la especulación».

Además, la nueva norma en la que se está trabajado también es «confusa», modificando la definición del olivarero que se transforma en elaboradores de aceite y no productores de aceituna, además de incluir otros aspectos como es la obligatoriedad de envasar el aceite de oliva virgen extra en cristal, incrementando los costes en nuestras cooperativas y almazaras.

Según Juan Metidieri, «el sector no está para más confusión y para más norma que al final suponga un incremento de costes al agricultor» por lo que desde APAG Extremadura Asaja se ha solicitado la retirada del actual proyecto y se ha pedido que se trabaje sobre una norma de calidad «transparente y segura y, ante todo, que no favorezca la especulación».

El sector está para que se pongan en marcha medidas con sentido común, que favorezcan la defensa de unos precios justos y la calidad del producto para los consumidores y no para la defensa de las grandes multinacionales, ha concluido Metidieri.

Fuente y foto: agroinformacion.com

Jul 05

Páginas web para la expansión del sector olivar

Investigador analizando el sector de olivar
Enrique Bernal analizando una web

El estudio analiza la calidad de los sitios web de todas las empresas de aceite de oliva ecológico en España.

Los factores inhibidores del sector se relacionan con el diferencial de precios entre los alimentos ecológicos y los convencionales, su deficiente distribución debido a la escasez de puntos de venta y al desconocimiento del consumidor. Como respuesta, se está produciendo en el sector agroalimentario una intensificación de canales de venta no convencionales como Internet, una iniciativa íntimamente ligada a la calidad del sitio web, ya que una página web con un diseño y contenido valorado positivamente por los usuarios se asocia con una fuente de ventaja competitiva, junto a la utilidad y facilidad de uso.

Bajo esas premisas, el estudio realizado por la UJA se centra concretamente en el sector del aceite de oliva ecológico en España con los objetivos de examinar en qué medida las empresas del sector de la agricultura ecológica están aprovechando el sitio web como canal de venta, identificar los factores que explican la calidad de estas plataformas virtuales y estudiar la relación de dicha calidad sobre los rendimientos empresariales.

El estudio analiza la calidad de los sitios web de todas las empresas de aceite de oliva ecológico en España, la mayoría de ellas cooperativas. “En total, existen 259 empresas de este tipo en nuestro país, pero solo 116 de ellas cuentan con un sitio web propio. El resto o tienen una web en construcción o directamente no tienen”, indica Adoración Mozas. “En nuestro estudio también se descartaron aquellas webs que no presentaban información sobre variables organizativas y datos financieros, lo que redujo el número total de webs analizadas en 99”, comenta.

Para el análisis, utilizaron la técnica QCA en su variante Fuzzy Set junto a otras técnicas estadísticas. En concreto, utilizaron un checkpoint de 52 ítems, clasificados en dos dimensiones: por un lado 35 indicadores sobre la calidad de la información, tanto general como sobre la responsabilidad social corporativa, y por otro, 17 indicadores sobre la calidad del sistema. Mediante estos ítems crearon un Índice de Calidad Global (ICG), que incluye el Índice de Calidad de la Información (ICI) y el Índice de Calidad del Sistema (ICS), relacionado con el nivel de usabilidad, privacidad e interactividad de la website.

Los resultados del estudio revelan la falta de calidad del sitio web de las empresas de producción ecológica oleícola y resaltan la correlación significativa entre el Índice de Calidad Global y la obtención de unos mejores ingresos de explotación. “A nivel de marketing, hemos constatado que los sitios web son un espacio en el que desarrollar gran parte de los procesos de comunicación con el cliente, además de ser un nuevo canal de venta.

En ese sentido, contrastamos que existe un déficit respecto a la calidad de los sitios web en este sector, que se agrava en las empresas que actúan bajo la forma jurídica cooperativa y en las de mayor antigüedad y que, sin embargo, mejora entre las empresas de mayor tamaño”, expresa la catedrática. A su vez, el estudio concluye que una mayor información sobre la responsabilidad social corporativa se relaciona de manera más intensa con los resultados empresariales, debido al alto requerimiento de información por parte de consumidores de estos productos por su preocupación por la salud y el deterioro medioambiental, y a la escasa información existente a través de canales de venta tradicional.  

“Las deficiencias encontradas en este trabajo deben de alentar a las empresas del sector, en particular a las cooperativas, a invertir en la calidad de su sitio web, como instrumento imprescindible en el diseño e implementación de estrategias de expansión o diversificación de su negocio”, incide Adoración Mozas. Sobre las líneas de investigación a seguir, considera que “hay que estudiar la existencia de variables estructurales y organizacionales que, junto con los avances en la adopción de las TICs y del comercio electrónico, expliquen la mejora comercial de las empresas del sector de producción ecológica”. Y además, valora como  imprescindible “abordar todo el ámbito de la digitalización en el sector desde el campo, pasando por la almazara y llegando a la comercialización”.

Este estudio, publicado recientemente en CIRIEC-España, Revista de Economía Pública, Social y Cooperativa, ha sido realizado por los investigadores de la Universidad de Jaén Adoración Mozas, Enrique Bernal, Domingo Fernández y Raquel Puentes, en colaboración con el investigador de la Universidad de Córdoba Miguel J. Medina.

4 de julio de 2020 – Día Internacional de las Cooperativas

El primer sábado de julio se conmemora el Día Internacional de las Cooperativas. Para Adoración Mozas, “el cooperativismo es un gran desconocido”. “En Jaén conocemos principalmente las cooperativas oleícolas, pero hay muchos más tipos en todo el mundo. Incluso en Jaén, donde se encuentran en mayor medida las de trabajo asociado”, afirma.

Del cooperativismo como fenómeno destaca el papel protagonista que tiene en España a través del sector agrario con la producción de aceite de oliva, de tabaco o de vino. Y a su vez, su acción como agente de desarrollo rural. “La cooperativa es una empresa ligada incondicionalmente y de forma estable al medio rural, al agricultor y al ganadero, por lo que ejerce el liderazgo en la economía local y en la fijación de la población al territorio, contribuyendo así al equilibrio y ordenación del mismo”.

Por último, justifica la importancia de la celebración de esta fecha conmemorativa en torno a los importantes datos a escala global que ostenta la economía cooperativa: “integra a más de mil millones de miembros y genera empleo para el 10% de la población mundial ocupada; los miembros de las cooperativas representan al menos el 12% de la humanidad y se reparten en tres millones de cooperativas repartidas por todo el mundo, mientras que solo la facturación de las 300 cooperativas más grandes equivale al Producto Bruto Interno de la sexta economía mundial”.

Fuente: Diario digital de la Uja

Jun 10

El Aceite de oliva virgen extra causa cambio en la flora bacteriana intestinal

Catedrático de la Uja en un laboratorio

Catedrático de la Uja. José Juan Gaforio

Investigadores del Departamento de Ciencias de la Salud de la Universidad de Jaén (UJA) y del Centro de Estudios Avanzados en Olivar y Aceite de Oliva de la UJA han demostrado que las dietas altas en grasa de aceite de oliva virgen extra (AOVE) causan un cambio en la flora bacteriana intestinal que se relaciona con la prevención del cáncer colorrectal.

Este proyecto de investigación surge en el actual contexto de expansión de dietas excesivamente ricas en grasa en el mundo occidental. “Depende de las características concretas de cada país, pero aceites como el de girasol o incluso el aceite de coco, están ganando adeptos. Por ello, quisimos comparar esos dos aceites también provenientes de grasas vegetales con el aceite de oliva virgen extra”, señala José Juan Gaforio, catedrático de Inmunología de la UJA y principal responsable de la investigación.

El objetivo del estudio consistió en el análisis comparativo del efecto de tres dietas altas en grasa diferentes, basadas en AOVE, aceite de girasol y aceite de coco, sobre la microbiota intestinal para analizar si crean las condiciones microambientales que promueven o previenen el cáncer colorrectal. “Científicamente hay evidencias de que ciertas bacterias intestinales que conforman la microbiota intestinal, en función de su aumento o disminución, son capaces de prevenir o incentivar el cáncer colorrectal”, indica el catedrático.

Para llevar a cabo la intervención dietética utilizaron un modelo animal y evaluaron la microbiota asociada a la mucosa del colon de ratones alimentados con aceite de coco, aceite de girasol o AOVE como única fuente de grasa. “El cáncer no aparece por un solo evento sino por la influencia de un conjunto de varios eventos. En este estudio en concreto analizamos si en el intestino de los ratones se produce un ambiente antiinflamatorio o proinflamatorio, según aumenten o disminuyen una serie de bacterias”, explica el investigador de la UJA.

Los resultados del estudio muestran que todas las dietas utilizadas produjeron una disbiosis, es decir, un desequilibrio microbiano que reduce la riqueza y diversidad de la microbiota intestinal. En concreto, a partir de la dieta rica en AOVE se produjo un cambio en la flora bacteriana intestinal asociado a un microambiente antiinflamatorio, caracterizado por la disminución de las bacterias  Enterococcus, Staphylococcus, Neisseria y Pseudomonas, el aumento de la relación Firmicutes / Bacteroidetes y el mantenimiento de la población de Akkermansia. En ese sentido, ese efecto supone un factor protector para que no se desarrolle cáncer colorrectal.

En caso contrario, las dietas altas en grasa de aceite de coco y de aceite de girasol generaron un microambiente intestinal proinflamatorio. Por un lado, el aceite de coco conllevó la disminución de Akkermansia y el aumento de Staphylococcus, Prevotella y Bacteroides. Por otro, el aceite de girasol derivó en la reducción de Akkermansia y la Bifidobacterium, junto al incremento de Sphingomonas y Neisseria. Esta relación generó un medio ambiente proinflamatorio, tanto con el aceite de coco como con el aceite de girasol, lo que significa un factor de riesgo para el desarrollo del cáncer colorrectal.

“Esta investigación vuelve a corroborar que el aceite de oliva virgen extra es un aceite saludable. Es importante además porque el AOVE se confirma como más saludable para la flora bacteriana intestinal que los otros dos tipos con los que se ha comparado, el aceite de girasol y el aceite de coco, sobre el que no hay ninguna evidencia científica de su efecto saludable en dietas alimentarias”, argumenta José Juan Gaforio.

Esta investigación ha sido realizada por José Juan Gaforio, junto a los investigadores de la UJA Cristina Sánchez, Carmen Rodríguez e Ignacio Algarra. El estudio ha sido publicado por la prestigiosa revista Nutrients, y ha contado con financiación procedente del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), fondos FEDER a través del ‘Programa CIEN’, así como por el Instituto de Estudios Giennenses y la Compañía Aceites del Sur-Coosur, SA en el marco del proyecto METASIN.

Autor: Gabinete de Comunicación UJA